Con el decreto 019 de 2012 el gobierno nacional reglamentó en su código de tránsito la revisión técnico-mecánica, medida que busca garantizar que los automotores que recorren el país se mantienen en óptimas condiciones de funcionamiento.

Con el fin de disminuir la accidentalidad vial y procurar un mejor cuidado del medio ambiente todos los propietarios deben inspeccionar sus vehículos en los CDA, centros que cuentan con el aval del Sistema Nacional de Normalización, Certificación y Metrología, y con la autorización del Ministerio de Transporte para emitir las certificaciones.

Pese a que la medida de la revisión técnico-mecánica se implementó hace más de cuatro años todavía persisten algunas dudas, las cuales tratarán de resolverse a continuación.

Cada cuánto se realiza
Para vehículos nuevos de servicio particular diferentes a motocicletas y similares, el primer examen se hace a partir del sexto año contado desde la fecha de matrícula. En los automotores de servicio público, motocicletas y similares se hace a partir del segundo año. Luego de la primera inspección las siguientes deben hacerse cada año.

En caso tal de que un automotor no pase la evaluación, su dueño tiene 15 días para proceder con los arreglos pertinentes y volverlo a presentar.

Qué se verifica
La revisión técnico-mecánica es un procedimiento que evalúa los niveles de gases contaminantes que expulsa el motor, su funcionamiento y el sistema de combustión interna; chasis, estado del sistema eléctrico y de luces, los frenos y las llantas y los elementos de seguridad y emergencia. En los vehículos de servicio público los dispositivos para el correcto cobro del pasaje también entran a examen.

Cuáles documentos son necesarios

Acudir con la licencia de tránsito y el seguro obligatorio es suficiente.

Quiénes están exentos
Según la resolución 3500 del 21 de noviembre de 2005, en el parágrafo del artículo 17 se determina que únicamente están libres de hacerla los vehículos registrados como clásicos o antiguos, los agrícolas, los montacargas, los sidecar, y la maquinaria rodante de construcción y minería.

La revisión técnico-mecánica es un trámite cuyo objetivo es mejorar la seguridad vial; llevarla a cabo en un CDA que ofrezca servicios complementarios como lubricentro, venta de repuestos y estación de gasolina puede ayudar a un ahorro de tiempo y dinero.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *